Reseña: Hereditary 2018 (con spoilers) - Horror Hazard

 Julio 5, 2021



Año: 2018

Duración: 126 min.

País: Estados Unidos

Dirección: Ari Aster

Guion: Ari Aster

Música: Colin Stetson

Fotografía: Pawel Pogorzelski

Reparto

Toni Collette, Gabriel Byrne, Alex Wolff, Milly Shapiro, Ann Dowd, Christy Summerhays, Morgan Lund, Jarrod Phillips

Productora

PalmStar Entertainment, Windy Hill Pictures.  

Distribuidora: A24

Género

Terror | Sobrenatural. Cine independiente USA


Para poder referirme apropiadamente a esta cinta quisiera primero comentarles que es “CinemaScore”. Se trata de una empresa de investigación de mercados cuyo modelo de negocio es realizar encuestas a la audiencia de las películas para posteriormente valorar su experiencia con grados expresados en letras (A lo mejor hasta F lo más malo). Sus informes con los resultados permiten hacer previsiones de ingresos de taquilla. 


Ahora si, dicho lo anterior vámonos al punto. Comercialmente esta cinta fue comparada previo a su estreno con películas como El exorcista, El resplandor y Psicosis lo que realmente poco favor le hicieron pues en última instancia solo resultados frustrantes y espantosos se pueden detallar. El fallido debut de Ari Aster carga además con la cruz de enfrentar a títulos que salieron en paralelo como The Witch o It Comes at Night (ambos también distribuidos en los EE. UU por A24). Sobra decir que Hereditary y su familia maldita, carece de la intensidad escalofriante de The Witch y el pavor sociopolítico de It Comes al Night. ¿Y a que va esta cinta? Les dejo de seguido la sinopsis:


Sinopsis

Cosas extrañas comienzan a suceder en casa de los Graham tras la muerte de la abuela y matriarca, que deja en herencia su casa a su hija Annie. Annie Graham, una galerista casada y con dos hijos, no tuvo una infancia demasiado feliz junto a su madre, y cree que la muerte de ésta puede hacer que pase página. Pero todo se complica cuando su hija menor comienza a ver figuras fantasmales, que también empiezan a aparecer ante su hermano.



Comenzamos con lo que aparenta una historia que uno espera sea bien contada. Tras la muerte de su madre, Ellen, una mujer reservada con “rituales y amigos privados” y la artista Annie (Toni Collette), siente que su mundo se desmorona. Incapaz de llorar vierte sus problemas en su trabajo, construyendo miniaturas de pequeños mundos. En la secuencia de apertura se sugiere que todo lo que vemos está sucediendo en un mundo extrañamente artificial, construido por las ansiedades heredadas de Annie.


Así transcurre la historia donde la hija de Annie (Charlie) llora por su abuela y hace extraños sonidos mientras crea efigies bastante particulares. El esposo, Steve (Gabriel Byrne), tiene el aire de un hombre condenado. En cuanto al hijo adolescente, Peter (Alex Wolff), solo quiere drogarse con sus amigos, claramente incapaz de lidiar con los secretos familiares. 


Collette, como estupenda actriz que es, interpreta a la madre tortuosamente conflictiva. Ann Dowd, quien ganó un Emmy por la serie televisiva The Handmaid's Tale, tiene más dificultades para interpretar a Joan, un personaje de trazo amplio que parece haberse salido directamente del set de una telenovela.



Me parece una película que conforme avanza se vuelve muy sobredirigida, como si su director tuviera como misión personal tomar elementos de varias películas a conveniencia. Quiere incluir de forma exagerada muchas tramas y al final no termina desarrollando de forma adecuada ninguna. Es una lástima porque el eje del guion prometía una buena historia que al final resulta mal contada. El espectador no llega a entender bien la situación particular de los personajes a pesar del esfuerzo – en vano- de Peter, el hijo, que trata de manifestar sus culpas y resentimientos. Una ficción que no parece nunca integrarse con la consistencia calamitosa que el terror exige en cualquiera de sus expresiones. 


CinemaScore dicta sentencia revelando que Aster obtiene una nota de mala calidad al haber fallado al espectador promedio. Aparentemente esperaban una película de terror diferente, aterradora, mejor que la versión comercial llena de expectativas que nos fue vendida. Las encuestas para cuantificar el "atractivo de la película" entre las audiencias de la noche de estreno, promediaron una desalentadora puntuación D+.



Creo que las buenas películas de terror demandan un elemento incorporado de forma indirecta en el guion para que se justifique una historia que el espectador pueda analizar y al pasar los años, continuar escudriñándola en todos sus alcances. “A Quiet Place” es un buen ejemplo de algo reciente. Fiel a su título, es una película relajada y sutil, excepto cuando amerita no serlo, por ejemplo, cuando extraterrestres con mandíbulas del tamaño de una excavadora están destrozando cualquier cosa que se atreva a emitir un sonido. En las películas de slasher, el público ve a los asesinos como estrellas de rock e inclusive muchas se degradan en mero “porno de tortura” donde el gore es la estrella y los "personajes" son simplemente carne fresca.


"Hereditary" cuenta la historia de una familia dividida que a la vez es infiltrada lentamente por demonios que están montando una toma de control espiritual donde el espectador termina reconstruyendo el rompecabezas de lo que está sucediendo debajo de la superficie de la historia. Para entrar en la onda de la película hay que conectarse con los personajes, preguntarnos que nos une con cada uno de ellos. Recordemos que una buena historia en el horror para ser bien contada debe primero definirle al espectador que le une con la trama, que es eso que no puedo directamente apreciar, pero al terminar la cinta me carcome el cerebro de razonamientos. Por eso antes del terror, debe haber empatía, algo que Hereditary fracasa profundamente.



Sin esa respuesta empática, la película no funciona. Recuerdo haber ido al cine en la semana de su estreno y me llamó la atención la intensa escena en la que Annie, sangrando el odio de su propia madre muerta, frente a la cama de su hijo, le confiesa que ella nunca quiso ser su madre. Esa escena generó comentarios como si la película hubiera perdido el rumbo. Y en la escena en que Peter reacciona a una sesión de espiritismo y se derrumba en un ataque de llanto, la gente se burló de él. No hay empatía. No hay conexión.


La cinta podía durar poco más de una hora recortando las escenas del tal cuaderno de garabatos de fantasmas que hace que te incendies si intentas quemarlo. El crítico Joshua Rothkopf, previo a su estreno, no le hizo ningún favor a la película cuando escribió que "toma su lugar como “El exorcista” de una nueva generación; para algunos, hará girar cabezas cada vez más salvajemente". La comparación entre "El Exorcista" y "Hereditary se convirtió en un mundo de memes pues generó expectativas que nunca pudo cumplir. La desesperanza y la sensación de fatalidad que sustentan la película son muy difíciles de tomar tan en serio.



El sufrimiento que me provoca esta película fácilmente se transforma en frustración. Claro, soy un esclavo nada más de un algoritmo del global mundo del internet cuando la comento, ello para esgrimir mi defensa ante quienes la aman y aprovecho para pedirles clemencia para quien la esta desmenuzando en estas líneas. Recuerde estimado lector: todo el mundo es crítico, todos llegamos y salimos de una cinta como la presente con nuestras propias expectativas y marcos de referencia. Mis expectativas y marcos de referencia me dicen que Aster pretendió hacer una película de terror menos clásica y más artística sin que lograra ninguna de las dos cosas. ¿Lo compartes?


¿Ya leíste una de nuestras notas más populares? ¡Encuéntrala ACÁ!

Review: Hereditary 2018 spoilers



Reseña: Hereditary 2018 (con spoilers) - Horror Hazard Reseña: Hereditary 2018 (con spoilers) - Horror Hazard Reviewed by Eimy Jimenez on 9:21 Rating: 5

No hay comentarios

¿Deseas compartirnos algún comentario?